La derrota ante San Lorenzo complicó el panorama del Millonario, que no puede perder otro partido si quiere evitar depender de otros resultados: con un triunfo y un empate, está adentro.

La derrota de River ante San Lorenzo complicó la situación del Millonario en la definición de la Zona 1 de la Copa de la Liga Profesional, que sigue teniendo a los de Marcelo Gallardo entre los cuatro mejores y con un lugar garantizado en los cuartos de final, pero sin mucho margen de error a partir del traspié con el Ciclón.

Tras los resultados de la fecha 11, River quedó en la tercera posición con 18 puntos, a tres del líder Colón (21) y a uno de Estudiantes (19), además de estar igualado con San Lorenzo y Racing, pero superándolos por diferencia de gol: +12 para el Millo y +1 para el Ciclón y la Academia. De esta manera, en Núñez saben que con conseguir cuatro de los últimos seis puntos alcanzarán para no depender de otros resultados y estar en la definición de título.

El cierre de esta etapa tendrá para River la visita a Banfield -que está obligado a ganarpara seguir soñando con la clasificación-, el próximo domingo a las 17.30, y el duelo con Aldosivi en el Monumental. Suponiendo que el Millonario consigue un empate y un triunfo, como necesita de mínima, sería indistinto en qué orden los logra. Aunque lógicamente, sumar de a tres este fin de semana le daría un amplio margen y tranquilidad pensando en la última fecha, en medio de la fase de grupos de la Copa Libertadores.

Ahora bien, una derrota en cualquiera de los dos partidos, obligaría al Millonario a tener que sacar cuentas con los resultados de resto de los equipos implicados en la lucha por la clasificación en la Zona 1: Colón, Estudiantes, San Lorenzo, Racing, Rosario Central, Godoy Cruz, y hasta por el aspecto matemático: Banfield, Argentinos y Central Córdoba (SdE), aunque sería milagroso que alguno de estos tres últimos pudieran lograr colarse en el top 4.

Fuente: Tyc Sports