Al Xeneize le sirvió el empate contra Independiente por la victoria de la Banda sobre Racing. La Academia estuvo a punto de ponerse 2 a 1.

Boca es campeón de una definición increíble en el fútbol argentino: el empate 2 a 2 con Independiente le sirvió porque River le ganó a Racing en Avellaneda. Con el match 1 a 1 en el Cilindro, la Academia tuvo un penal y Armani rechazó el remate de Galván.

Con esta vuelta olímpica llegó a los 51 títulos en el fútbol argentino, contando torneos y copas, igualó a su eterno rival y podría quedar solo arriba si gana la Copa Argentina.